Navegando por la red me encontraba este artículo, “Smartwatch: ¿Una solución en busca de una necesidad o la tecnología como moda?» de la genial gente de Xataka.
Abordaremos el tema de los smartwatch en un futuro post, pero ahora me gustaría centrarme en esa palabra “necesidad”, y es que día a día vemos y hacemos uso de mucha tecnología.

¿Por qué se genera esa necesidad de utilizar tecnología?
Unas veces por imposición laboral, otras por moda, otras porque nos atrae pero creo que pocas veces porque se haya analizado en profundidad qué necesidades cubrimos, o más bien, si estamos utilizando la tecnología del modo más apropiado para cubrir dicha necesidad. Podríamos incluso ponernos filosóficos y argumentar que la tecnología crea una falsa necesidad, pero este no es el caso.
La realidad es que acabamos por un motivo u otro haciendo uso de la tecnología. El cómo llegamos a ella viene influenciado por la información que recibimos sobre su supuesta utilidad y bondades. Muchas veces dicha información forma parte de una campaña de marketing muy bien orquestada que creará esa falsa necesidad en nosotros de adquirir ese producto, sin darnos tiempo a analizar si realmente cubre aquello que realmente necesitábamos.
Esto no es reciente, hace dos décadas asistíamos a la campaña de lanzamiento de Microsoft Windows 95 en la que inducían a creer no solo que podrías realizar todo lo que querías, sino que lo realizarías de un modo sencillísimo. Sus campañas eran tan efectivas que llevaban a personas que nunca que se habían planteado adquirir un ordenador personal a comprarlo puesto que venía con ¡Windows 95! y su ya famoso botón de inicio al ritmo de Start Me Up de los Rolling Stones.

Pero uno se compraba ese equipo, con su Windows 95, y no sonaban los Rolling, y si me apuras muchas veces resultaba hasta complejo realizar una instalación correcta del propio Windows 95.
Esto es uno de los muchos ejemplos que se podrían poner donde lo lógico sería pensar que todas las novedades que van apareciendo producirán una mejora en rapidez, sencillez y control, sin embargo no siempre es el caso.

En otras ocasiones la tecnología es adecuada pero el enfoque para su venta produce un efecto de solapamiento. Lejos de complementar otras tecnologías existentes, el usuario percibe que eso que se le está presentando sustituye a lo que venía utilizando. Esto lo vemos con las tablets, los smartphones, la tecnología biométrica, etc. Las campañas son tan vistosas cuando se presentan dichas novedades que se enmudece la realidad de que es una opción más, que debería complementarse y coexistir.
Vamos a poner un ejemplo muy concreto con dos tecnologías que tenemos a nuestra disposición pero que han tenido dos acogidas muy diferentes:

Los smartphones y la tecnología de reconocimiento de voz
Por un lado nuestro Smartphone – ya sea Windows Phone, Android o iOS – utiliza tecnología táctil que ha calado en los usuarios por su sencillez de utilización, porque es natural, se basa en ges-tos que se realizan casi de modo intuitivo. Han llevado tareas que en un ordenador personal consistían en varios pasos, unos cuantos clicks de ratón, botón izquierdo, derecho, teclear, minimizar, cambiar de ventana, abrir, cerrar aplicaciones, etc. convirtiendo todo esto en flujos optimizados de trabajo, donde con unos pocos gestos conseguimos hacer ciertas tareas más eficientemente, de un modo más gratificante, sencillo y efectivo.
Y digo ciertas tareas porque no tiene sentido pasar a utilizar únicamente este dispositivo para todo, del mismo modo que a nadie se le ocurre hacerse un selfie con escáner de la oficina.
Por otro lado, los tres llevan una tecnología en forma de reconocimiento y asistente de voz que está pasando demasiado desapercibida. Estamos hablando de Cortana (Windows Phone), Google Now (Android) y Siri (Apple iOS).
¿La razón? A nivel de marketing rápidamente se hace muy popular, vende mucho en campañas y con gran impacto, pero ¿qué sucede? Que la gran mayoría del público quiere sustituir lo que viene haciendo por esa nueva panacea que nos venden. Y la realidad es que casi todo el mundo, la activa, la prueba y la abandona.
En mi opinión esto no debería suceder. La tecnología de reconocimiento de voz y el asistente de voz están bastante maduras, si bien es cierto que todavía tienen recorrido ya están aquí para quedarse, para ser utilizadas.
Existen un camino por recorrer en la parte más vinculada a inteligencia artificial, aquella que permitirá entender mejor lo que le decimos, concretamente la habilidad de interpretar como hablamos, pero todavía estamos muy lejos de algo como lo que se puede ver en el film HER.
Sin embargo, si complementamos nuestra forma de utilizar el móvil con las posibilidades que ofrece el reconocimiento de voz, veríamos que somos capaces de realizar muchas tareas de un modo mucho más natural.
¿Cómo cubrimos nuestra necesidad y no nos dejamos llevar por una moda?
Complementando tecnologías. Analizar y decidir qué dispositivo y qué tecnología es la más efectiva para lo que quiero hacer.
Bastará con proporcionar a nuestro Smartphone información útil como direcciones y referencias en nuestros contactos para poder realizar a través de nuestra voz. Peticiones como la ruta a seguir hasta casa, preguntar cuánto nos llevaría llegar a una dirección con el tráfico actual, crear avisos personalizados, preguntar por nuestras preferencias, qué se puede comer por la zona, etc.
Algo tan útil como decirle al teléfono “Avísame al llegar a la oficina de llamar a …” se realiza de modo automático, geolocalizando nuestra posición, avisándonos justo al llegar a la oficina, sin tener que realizar nada más que dar una orden de voz.
Por supuesto, no tiene lógica utilizar comandos de voz para sustituir lo que nuestras manos hacen de un modo más ágil, ni realizar numerosos gestos y pulsaciones para hacer lo mismo que se realiza con una simple orden de voz.

Aprendamos y hagamos uso de la tecnología que nos rodea, pero pensando en lo que es productivo para nuestro día a día.

Fuente:
http://blog.metodoconsultores.com/tecnologia-bien-utilizada/

videos:
https://www.youtube.com/watch?v=P0AJM6HMYjM
https://www.youtube.com/watch?v=dhy0MYgLrIY
https://www.youtube.com/watch?v=1KNBCrnUkH8